El papel de las redes sociales en el Inbound Marketing

El Inbound Marketing es una técnica que cada vez gana más adeptos y que a su vez consiste en una combinación de técnicas de publicidad y marketing cuya finalidad es acompañar y ayudar a los clientes a lo largo de todas las etapas de un proceso de compra, desde el momento en que este se inicia, hasta que se produce la transacción final, e incluso más allá, llegando a la fase de seguimiento posterior.

Esta metodología de Inbound Marketing combina una amplia variedad de técnicas de marketing y publicidad como los anuncios en buscadores, el SEO, el marketing de contenidos, el email marketing, la analítica web, etcétera, aportando valor al cliente de una manera no intrusiva. Dentro de ese amplio abanico de técnicas y herramientas, las redes sociales juegan un papel destacado dentro del Inbound Marketing, especialmente en cuatro dimensiones diferencias, pero conectadas todas ellas entre sí:

  1. Frente a las tradicionales propuestas de tratar de atraer al cliente proponiéndole de forma directa el producto, las redes sociales facilitan el contacto directo entre cliente y empresa y estimulan esa conversación que es tan necesaria en el Inbound Marketing.
  2. Al igual que en toda estrategia de marketing online, las redes sociales proporcionan visibilidad a las marcas y empresas, pues permiten que sus contenidos puedan ser difundidos de manera más rápida y en mayor cantidad.
  3. En la actualidad, y cada vez con mayor intensidad, las redes sociales son el reflejo de la reputación de una marca; un comentario inapropiado puede resultar fatal, pero permiten transmitir sus valores, filosofía, compromisos de responsabilidad social, etcétera.
  4. Por último, las redes sociales constituyen un canal más de atención al cliente. Cada vez son más los clientes que acuden directamente a las redes sociales para resolver sus dudas, o sus quejas.